Reciclando candados

Buscando en el baúl de los recuerdos me encuentro otra de las cosas que me encanta reutilizar: esos pequeños candados de diarios o esos no tan pequeñitos pero que quedan muy bien forrados de arcilla para utilizarlos en los diarios o para adornar un llavero, incluso en las maletas.

Este es un ejemplo de un trabajo antiguo, (2006). Siempre los hago, para mi , para vender o para regalar. Tengo que buscar alguna fotografía más...

Sólo hay que untar de arcilla líquida el metal, ajustar bien la capa de arcilla con la que vamos a forrar el candado, presionar bién y hornear. Luego la lijamos y pulimos para una mejor terminación. A mi me gusta aprovechar los restos de murrinas para forrarlos, o las murrinas de intercambio, que suenlen ser pequeñitas o poca cantidad. Si en vez de murrinas, usamos otras técnicas como transferencias, texturas, tintas, el acabado será distinto (arcilla líquida, barniz, nada...)









0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario :)